domingo, 30 de diciembre de 2012

Spot de la semana: "La verdadera historia del muñeco de nieve"

El hombre de nieve es un cuento de Hans Christian Andersen sobre un muñeco de nieve, hecho por unos niños juguetones, que se enamora de una estufa. Fue publicado por C. A. Reitzel en Copenhague el 2 de marzo de 1861 con el título Sneemanden.

Este anuncio es una bella adaptación de esa historia. También aquí unos niños alegres y juguetones construyen una pareja de muñecos de nieve. Él y ella. Pero una noche él desaparece. Todos lo sienten. De modo especial la muñeca de nieve, que nota el vacío que ha dejado su compañero; y también la niña, que desde la ventana contempla la escena: ella comprende muy bien esa nostalgia, porque también echa de menos al muñeco.

Una preciosa historia de amor entre dos muñecos de nieve. Una historia enternecedora de Navidad, con un mensaje claro: en estos días, regala un poco de amor a quienes tienes cerca. Personalmente, me ha parecido de lo mejor que he visto en la publicidad de estas Navidades. A esa historia tierna, le acompaña una fotografía excelente: es increíble cómo consigue que el espectador sienta lo que está viviendo el muñeco de nieve a través de la expresión de su cara, con apenas dos piedras, unas ramitas y una zanahoria.

Un aplauso a John Lewis, la empresa de regalos que ha impulsado esta campaña. Y no sólo por este spot: en su línea de comunicación está el hacer anuncios en favor de la amistad, del amor y de la familia, como este spot que os puse hace 3 semanas. Ojalá todos nos contagiáramos de ese espíritu, auténticamente navideño. ¿No os parece?

viernes, 21 de diciembre de 2012

La Navidad contada por San José (desde su perfil en Facebook)

Dentro de 3 días es Nochebuena, y todos nos diremos: "¡Feliz Navidad!". Nos daremos un abrazo, nos desearemos lo mejor para estas fiestas y -quizás- incluso haremos mención del Nacimiento de Jesús.

Esto último es, con mucho, lo más importante. Revivir la primera Navidad de la historia, recordar lo que Lucas relata en su Evangelio (Anunciación a Zacarías y a la Virgen, nacimiento de S. Juan Bautista y de Jesús) debería ocupar un lugar destacado en estas celebraciones.

Podemos recordar esas escenas de muchas formas: con tarjetas de Navidad, con llamadas telefónicas, con un mensaje entrañable... Yo quiero ofreceros hoy una manera nueva -original y moderna- de recordar lo que todos festejamos. Es una versión complementaria de la felicitación digital que publiqué hace tres semanas. En aquella, María y José utilizaban Gmail y Twitter para comunicarse y el i-Phone para recibir el mensaje de Gabriel.

En la felicitación de hoy, "A Social Network Christmas", el relato se cuenta desde el punto de vista de José: él es quien escribe todos los mensajes a través de su perfil en Facebook, y quien recibe todos los comentarios (de María, de sus amigos, de Zacarías e Isabel). Es una bella parábola sobre la misma idea: el Mensaje de Belén es eterno; permanece siempre, aunque cambien las épocas y los modos de comunicarse.

Las redes sociales son también cauce para comunicar La Navidad. Porque éste es un mensaje que está fuera del tiempo... y porque abarca todas las épocas. La mejor Noticia de la historia puede servirse de las nuevas tecnologías porque seguirá siendo actual todos los años de la historia.

¡Feliz Navidad a todos! Y no olvidéis decirme qué os ha parecido.

domingo, 16 de diciembre de 2012

Spot de la semana: "¿Qué sería la Navidad sin ellos?"

Queda una semana para la Navidad, la época más feliz del año; la época de la infancia, de la inocencia, del volver a ser niños… o, al menos, de intentarlo. Es la época de los buenos propósitos, de los anhelos más altos (paz, dicha, amor) y de los deseos de felicidad. Es la época del perdón y del reencuentro, de volver a la amistad y a la familia. Por eso es también la época en la que sale a flote todo lo bueno… porque anhelamos ser buenos otra vez, y regalar a los demás lo mejor de nosotros mismos.

Es la época de compartir abrazos, recuerdos, ilusiones... Y todo, porque hace dos mil años nació un Niño en un portal. Fue el mayor regalo de la historia: el auténtico reencuentro, el mayor abrazo, el mayor perdón… Pero de esto casi nos hemos olvidado.

En este spot se reúnen muchas de estas cosas que anhelamos en estas fechas: amor, cariño, familia, amistad. En él descubrimos que el verdadero regalo no es nada costoso ni extraordinario: son las personas, nuestros seres queridos, con los que convivimos a diario.

Todos nos quejamos de una madre que insiste en que vayamos a comer los domingos, de un padre que nos trata como si nunca hubiéramos crecido (…). Nos quejamos de un amigo que no para de llamar (…); de una novia que pregunta en qué piensas, o de un novio que nunca lo pregunta... Y, de pronto, llega la Navidad, y pensamos: ¿qué sería de nosotros sin ellos...?

Os dejo que veáis el final. ¡Feliz Navidad! Y que los buenos anuncios nos ayuden a ser mejores.

domingo, 9 de diciembre de 2012

Spot de la semana: "Esperando los regalos de Navidad"

En estas semanas previas a la Navidad, los niños empiezan ya a soñar con los regalos que les traerán Sus Majestades los Reyes Magos de Oriente. Su anhelo de juguetes parece crecer de día en día, y no es raro que acabe convirtiéndose en una dulce obsesión. A veces, hasta llegan a ponerse un poco pesados…

Puede parecer que es un síntoma de egoísmo infantil. Pero eso sería un juicio demasiado apresurado. Junto al anhelo, hay también ilusión, sueño, alegría compartida. Ese deseo infantil puede ser pieza de unión con los hermanos y con toda la familia. Y hasta es un síntoma de que el niño sabe lo que estamos celebrando. Es el cumpleaños de Jesús, ¿por qué no vamos a celebrarlo? Decoramos las calles y las plazas, ponemos adornos y belenes… como cualquier niño hace en el día de su aniversario. E invita a todos los niños, y les da regalos.

Por eso, junto al deseo ferviente de recibir obsequios, surge en los pequeños el deseo de dar, y de compartir. Surge lo mejor de nosotros: esa inocencia que ellos aún tienen y que tantas veces anhelamos los mayores. Sí, como sale a relucir en este anuncio, la espera de los regalos de Reyes es también una ocasión para dar, y para ser feliz compartiendo con los demás. Todo un ejemplo para los que ya no somos tan niños…

domingo, 2 de diciembre de 2012

Navidad "digital": La Virgen y San José usan Twitter, y también Google Maps para llegar a Belén

Quizás lo conozcáis, porque fue uno de los vídeos que más circularon la pasada Navidad. A mí me lo envió Jaime Vergara hace tiempo, y después David Isaacs, José Miguel Ponce y otros amigos más. Gracias a todos ellos.

Rescatándolo del olvido, lo traigo hoy a la sección "spot de la Semana" porque me parece una manera simpática de ir preparando las fiestas navideñas. Me gusta la forma en que se unen -anacrónica y simbólicamente- la más fría y avanzada tecnología con el más cálido y antiguo de los Mensajes. En Belén y en nuestra sociedad, se da todos los años un gran reto de comunicación: el de transmitir, con urgencia y a la vez con cariño, el Mensaje más importante de la historia: Dios se ha hecho hombre. Los pastores tenían prisa por llegar a Belén, y las nuevas tecnologías tienen prisa por hacernos llegar esa misma noticia.

A pesar de todo lo que hemos vivido en 2012 (Huracán Sandy en EEUU, Terremotos en Chile y en México, Palestina convertida en un nuevo Estado), ninguna de esas noticias ha sido tan luminosa e importante como la que ahora se aproxima: la noticia de la Navidad. Porque esa Noticia siempre nos redime, siempre nos transforma. Nos dice algo al corazón de todos los hombres. Siempre resulta actual, aunque cambien las tecnologías.

A pesar de su tono jocoso, el tratamiento de la Navidad en este vídeo es siempre positivo y respetuoso. Es una ficción sobre cómo hubiera sido la Navidad en el siglo XXI. Y nos lo cuenta desde el punto de vista de María.

A la Virgen le llega de Gabriel un mensaje al iPhone: “Tú serás la Madre de Dios”. María busca en Wikipedia lo que allí se dice sobre el “Espíritu Santo”. Acto seguido, envía a José un e-mail: “Tenemos que hablar, estoy embarazada”, y busca en Google Maps: "Cómo llegar desde Nazareth hasta Belén". Por si acaso, selecciona la opción: “evitar autopistas. A partir de ahí, seguimos todo el bello relato de San Lucas de la mano de las nuevas tecnologías.

Quizás el momento más divertido es cuando aparecen en danza los Magos. José, por medio de Facebook, crea un evento y les invita a conocer a su hijo. Los tres Reyes confirman su asistencia, buscan la Estrella y se hacen sus "seguidores". Melchor escribe entonces un e-mail a Baltasar: 1) Asunto: “Regalos.” 2) Texto: “¿Ya sabes qué le llevaremos al Niño?”. Y Baltasar contesta: "Gaspar y yo compramos en www.amazon.com , y nos fue bien". En la gran oferta de regalos de esa web, eligen tres presentes: 10 Kg de oro, 100 palos de incienso y 3 sacos de Mirra.

La conclusión final del vídeo no puede ser más apropiada: “Los tiempos cambian. El mensaje de paz permanece”. Por eso, adelantándome unos días a esa gran Noticia, dejadme que os diga con este vídeo... ¡Feliz Navidad a todos! Y que una vez más la Navidad nos transforme...

domingo, 25 de noviembre de 2012

Spot de la semana: "Amor imposible entre un fotógrafo y una peluquera"

Es un relato de amor contado sólo con imágenes. Creo que lo dije en otra ocasión. Aquí sobran las palabras, porque los gestos y las miradas lo dicen todo.

La historia comienza en un parque, con un encuentro apenas fugaz y un saludo aún más breve. Todo muy normal. Pero la narración, tan redonda en todos sus detalles, muy pronto se nos antoja  sublime.

Poco a poco, se teje una sutil paradoja. El fotógrafo, experto para “ver” los instantes mágicos de la vida, se vuelve “ciego” para los gestos cotidianos que ella espera: ella  quiere compartir el paraguas, en vez de que cada uno pasee con el suyo. Y al revés: ella, que es la primera en "ver" el afecto que les une, se vuelve "ciega" a resultas de ese amor… Cruel ironía del destino.

Pero no es sólo un momento, porque la metáfora de la ceguera “ilumina” toda la historia. Casi al comienzo, en la escena en que ella le lava el pelo, la joven arroja sobre él, sin querer, agua con jabón sobre sus ojos, y eso marca el comienzo de todo. Más adelante, en el estudio de fotografía, ella deja caer, desde lo alto, un líquido sobe sus ojos, y eso será el comienzo del fin. Previamente, hemos visto caer la lluvia durante su primera cita, anticipando la amenaza que sobre ellos se cierne.

Esa es la clave: una historia de “visión” y “no visión”. Como la constante presencia de la cámara fotográfica, que capta lo exterior, pero nunca lo interior de las personas. O esa fotografía casual, en su primer encuentro en el parque, que acabará siendo la imagen que aparezca en la portada. O ese rostro de la chica que se vuelve hacia la cámara, como interpelándonos a cada uno de nosotros. O esos dos recién operados, que no se ven, que no se encuentran…

Una historia hermosa… salvo el desenlace, que nos deja con un terrible amargor. Todos hubiéramos deseado que acabara de otro modo: “Yo te cuidaré, pase lo que pase, por todo lo que me has dado…”. Eso debería haberle dicho ella. Pero así son muchas de las historias orientales: tienen una fuerte querencia por la tragedia. Con todo, es hermoso el amor que aquí se cuenta. Y con él podemos quedarnos…

lunes, 19 de noviembre de 2012

Spot de la semana: "Antes de publicar en Internet, piénsalo"

A principios de 2008 comenzó en los Estados Unidos una campaña publicitaria que dio mucho que hablar: Think before you post (Piénsalo antes de publicar). Su objetivo era alertar a padres y adolescentes de los peligros de un uso imprudente de las redes sociales.

La campaña fue promovida por el National Center for Missing & Exploited Children (Centro Nacional para Niños Explotados y/o Desaparecidos ) y el Ad Council (Consejo de la Publicidad), dos organizaciones norteamericanas sin ánimo de lucro, cuyo objetivo es lograr que los usuarios de Internet sean conscientes de las implicaciones que puede llegar a tener la publicación de cierto tipo de fotografías y otros contenidos en el ciberespacio. Con facilidad, esas fotografías pueden llegar a manos de terceros y ser utilizadas de manera inapropiada.

Los gestores de redes sociales en España se han comprometido a luchar para evitar cualquier tipo de extorsión a los menores, y han establecido la edad mínima de 14 años para abrir un perfil. Pero la realidad es que, según avalan diversos informes, un 27% de los niños de 8 a 11 años que navegan en la Red se ha abierto un perfil en las redes sociales y ha falseado su edad para poder hacerlo.

En Estados Unidos la situación se agrava. Según esos mismos informes, el 61% de los menores entre 13 y 17 años posee un perfil en las redes sociales y el 50% reconoce haber publicado fotografías personales más o menos “divertidas” o alocadas. Muchos no piensan en el riesgo que eso puede suponer, pero lo cierto es que el 15% de los adolescentes norteamericanos que están en las redes han sufrido algún tipo de acoso sexual. Las adolescentes tienen un particular riesgo: el 70% de esos acosos se dirigen a niñas. Anuncios como éste pueden hacer pensar a los jóvenes –y a sus padres- acerca de las consecuencias de sus actos en Internet.



Esta campaña tuvo tanto éxito que se diseñó una continuación dirigida específicamente en las chicas adolescentes. Se quería transmitirles un mensaje sencillo: una vez que publiques una foto, ya no la puedes controlar. No sabes quién la ve, quién se la descarga, qué uso hacen de ella. Pueden copiarla y distribuirla, pueden compartirla con comentarios impropios... o pueden utilizarla como chantaje. Cuando quieras quitarla, puede ser demasiado tarde.

lunes, 12 de noviembre de 2012

Spot de la semana: "Quiero que vea a nuestra hija antes de morir"

El anuncio de esta semana tiene un singular precedente, que merece la pena ser contado. En febrero de 2012, saltó a los periódicos de todo el mundo la noticia de que Diane Aulger, de 31 años, y natural de Colony (Texas, Estados Unidos) había adelantado el nacimiento de su bebé once días para que su esposo, Mark, que había entrado en la fase terminal de un cáncer, pudiera conocer y besar a su hija.

En diciembre de 2011, ocho meses después de que Diane quedara embarazada, Mark sintió que su salud se deterioraba de forma angustiosa. Los médicos le habían diagnosticado cáncer de colon y le habían sometido a sesiones de quimioterapia, pero de repente sus pulmones empezaron a fallar sin que se pudiera poner remedio.

La insuficiencia respiratoria se agravó el 3 de enero de 2012, cuando tuvo que ser trasladado de urgencia al hospital, donde determinaron que se trataba de una fibrosis pulmonar. Diez días después, los médicos les informaron de que el estado de salud de Mark era ya terminal y de que su esperanza de vida no era de más de una semana.
Ante esta desesperada situación, la mujer decidió adelantar el parto para que Mark pudiera estrechar entre sus brazos a su quinto hijo antes de morir. El bebé, que al final resultó ser una niña, Savannah, tenía programado su nacimiento para el 29 de enero, pero pudo ver la luz el día 18 de ese mes. Mark la tuvo en sus brazos a los pocos minutos, y en seguida se vio rodeado por su mujer y sus cuatro hijos, que miraban conmovidos la escena. Diane pudo ver cumplido su sueño: su marido sostenía en sus brazos a su hija y lloraba de emoción. El 21 de enero, tres días después del nacimiento de Savannah, Mark ingresó en coma farmacológico y al cabo de 24 horas murió. De este suceso verdaderamente impresionante, dejaron constancia varios periódicos: entre otros, ABC, Diario Correo, Vanguardia de México o Estrella digital.

Esta historia de amor y de heroísmo merecería por sí sola un post en este blog. Pero lo más inaudito es descubrir que, un año antes de que sucediera, una empresa tailandesa imaginó este mismo relato para un spot maravillosamente antológico. Lo cuenta desde el punto de vista del médico, que se sorprende ante el rasgo de generosidad de la madre (anticipar el parto para que su marido vea a la niña) y el amor inconmensurable del padre (aferrarse a la vida y resistir al dolor para vivir un poco más y poder verla).

Dada su grave situación –nos dice la voz en off-, pudo haberse rendido mucho tiempo atrás”. Y el doctor reflexiona: “A lo largo de nuestras vidas llegamos a hacernos muchas preguntas: ‘¿Por qué estamos aquí?’ ‘¿Para qué nacimos?’… Quizás nos hacemos las preguntas equivocadas, y la correcta es: ‘¿Para quién vivimos?’

Un spot maravilloso, con el que hoy quiero celebrar el don de la vida y el amor de mis padres, el amor de los esposos y su entrega en cada criatura que traen al mundo. ¿Cabe mayor gesto de generosidad y de entrega?... Sí, decididamente, yo también quisiera ser Diane Aulger, y siento que el ejemplo de esta madre desconocida me ha inspirado hoy mucho más que todas las celebridades y los políticos...

domingo, 4 de noviembre de 2012

Carta de una madre con Alzheimer a su hija

Querida hija:

Escucha con atención lo que tengo que decirte... El día en que esta enfermedad se apodere totalmente de mí y ya no sea la misma, ten paciencia y compréndeme. Cuando derrame comida sobre mi blusa y olvide como atarme los zapatos, no te impacientes: recuerda las horas que pasé enseñándote esas mismas cosas.

Si al conversar contigo, repito las mismas palabras y sabes de sobra como terminan, no me interrumpas y escúchame. Cuando eras pequeña tuve que contarte mil veces el mismo cuento para que te durmieras.

Cuando a veces me haga mis necesidades, no te avergüences ni te sulfures, pues ya no puedo controlarme. Piensa cuántas veces, siendo tú una niña, te limpié y te ayudé cuando tampoco tú podías controlarte. Nunca me enfadé. Siempre esperé pacientemente a tu lado a que terminaras.

No me reproches cuando no quiera bañarme, no me regañes por eso. Recuerda aquellos años en que te perseguía por la casa para llevarte al aseo, y los miles de pretextos que inventé para hacer agradable tu baño.

Cuando me veas inútil e ignorante en todas las cosas tecnológicas, te suplico que me las expliques de modo sencillo. No me hieras con tu sonrisa burlona. Acuérdate de que fui yo quien te enseñó las cosas más importantes: comer, vestirte, leer, comportarte… y cómo enfrentarte a la vida tan bien como lo haces. Me alegra pensar que parte de tus triunfos son producto de mi esfuerzo durante años.

Cuando en algún momento llegue a olvidar de qué estamos hablando, dame tiempo para recordarlo. Y si no puedo, no te impacientes; tal vez no era importante, y lo único que quería era estar contigo y que me escucharas.

Cuando mis piernas me fallen por debilidad, dame tu mano para apoyarme… como yo lo hice cuando tú comenzaste a caminar. Cuando algún día me oigas decir que ya no quiero vivir, no te asustes. Algún día entenderás que sólo estoy pidiendo cariño, y que en modo alguno me siento desgraciada. Para mí, tu compañía ha sido siempre mi mejor tesoro.

No te sientas triste al verme así. Quizás ya no entienda tus palabras, pero siempre entenderé tus abrazos, tus caricias y tus besos. Dame tu cariño y tu paciencia, que yo te devolveré gratitud y alegría con el inmenso amor que siempre te he tenido.

Al igual que te acompañé en el inicio de tu vida, te pido que me acompañes en el término de la mía. Siempre he querido lo mejor para ti y he pasado mi vida preparándote tu camino. Piensa entonces que, tras el paso que voy a dar, no te dejaré sola: voy a prepararte un camino muy bonito, en un lugar maravilloso... Y estaré siempre contigo.

Te deseo lo mejor para tu vida. Con todo mi corazón,

Tu madre.

lunes, 29 de octubre de 2012

Spot de la semana: "Más que regalos, sonrisas dulces"

Ana Muñoz, seguidora del blog y ferviente defensora de la buena publicidad, me ha enviado este vídeo como posible anuncio para la sección “Spot de la semana”. Lo he aceptado porque me parece una sugerente pieza publicitaria, bien guionizada y producida. De hecho, "entramos" en la historia muy rápido y muy a gusto, aunque la explícita mención de los patrocinadores -en la parte final- puede restar eficacia comunicadora y empañar la buena impresión del comienzo.

Se trata de una campaña de solidaridad promovida por una empresa de dulces. En ella colabora también la Fundación Theodora, una agrupación de payasos que trata de llevar un poco de alegría y diversión a los niños enfermos. En su página web señala que su objetivo es “aliviar el sufrimiento de los niños hospitalizados a través de la risa, porque la risa les hace fuertes”. De ahí el lema de la campaña: "Sonrisas dulces" nos habla de las dos entidades patrocinadoras -payasos y dulces- y de los dos regalos más apreciados por los menores.

Paradójicamente, en el comienzo de este anuncio no hay situaciones dulces, alegres o divertidas. En las primeras escenas se muestra la marginación, e incluso la burla, que puede sufrir un niño enfermo de cáncer. Sin pelo en la cabeza, sin amigos a su lado. Al padecimiento físico se une el padecimiento moral. Todos los esfuerzos de sus padres -su empeño para que viva una vida normal- parecen estrellarse en la indiferencia del entrono. Pero al final, surge la sonrisa, la alegría... ¡la solidaridad! Como decía un sabio profesor mío, “la solidaridad no es más que la caridad para quienes no quieren usar esta palabra, porque la solidaridad no es otra cosa que el amor de amistad, la comprensión de los que son diferentes, la entrega sincera a los demás”.

Me parece un mensaje especialmente bueno para estas fechas, en las que pronto veremos las luces de la Navidad. Para algunos, la mejor Navidad está en ser queridos y aceptados como son, porque así aflora en ellos una felicidad muy honda que a todos debería enriquecer.

domingo, 21 de octubre de 2012

Spot de la semana: "Profesiones hermosas, profesiones de servicio"

Todas las profesiones pueden vivirse como un servicio a los demás. Por encima del dinero o del prestigio social, muchas personas descubren cada día que su trabajo es, esencialmente, una ocasión de servir a quienes les rodean. El médico al enfermo, el profesor al alumno, el funcionario a todo el público.

Sin embargo, algunas profesiones tienen una especial vocación de servicio: como la de enfermera o la de madre de familia. Este tipo de profesiones exigen un compromiso y una atención que implican a la persona entera: no solo piden pericia técnica; requieren, de una manera especial, una riqueza personal muy grande: cariño, atención, ternura, generosidad...

De este segundo grupo, hoy quiero rendir un sentido homenaje a esas actividades de voluntariado que, muchas veces, pasan inadvertidas para la sociedad. Actividades muy valiosas, vinculadas al carácter necesariamente solidario de la naturaleza humana. Quienes son destinatarios de esas atenciones (niños, enfermos, personas mayores) sienten un agradecimiento muy especial, y "pagan" con afecto y ternura esa dedicación que no puede pagarse de ninguna otra forma. Desde luego, no con dinero.

Un brindis por las profesiones hermosas, las profesiones de servicio. Ojalá que el recuerdo y el agradecimiento de todos contibuyan a que no falten nunca personas que quieran llevarlas a cabo. Y ojalá que su ejemplo de entrega y voluntad de servir sean referentes claros para esa sociedad nuestra, con demasiada frecuencia preocupada tan solo de sí misma.

domingo, 14 de octubre de 2012

Spot de la semana: "El amor de los abuelos, un tesoro por descubrir"

El arranque del anuncio presagia tedio y desesperación: "Hola, mamá, soy Laura. ¿Puedo dejarte a los niños esta semana? Aquí están todo el día aburridos, enganchados a la tele...".

Lo intuimos. Una madre con buena voluntad que no puede con sus hijos hiper-tecnologizados. Con el fantasma de la vuelta al cole, intenta capear la última semana de vacaciones enviándolos a la casa rural de los abuelos. "Quizás lo que necesitan es un poco de aire fresco", piensa. Pero, en el fondo, ella misma no cree en el milagro.

Y, sin embargo, el milagro ocurre. Los abuelos, la naturaleza, la casa de campo: todo se alía para un nuevo descubrimiento. El milagro ocurre, sobre todo, en el alma de Pepe, ese adolescente que no sabe quién es y que siempre está aburrido: "Está rarísimo, lo único que le importa son los videojuegos y chatear en el ordenador".

En pocos días, empieza a surtir efecto su relación con los abuelos. Ya no son "los viejos", eternos olvidados en la ciudad, sino unos "segundos padres" que saben derrochar cariño y abrir los ojos a sus nietos. La comida casera, los juegos al aire libre, los fuegos de campamento; escuchar el mugido de una vaca y ver al ternero cómo se amamanta; coger con las manos los huevos recién puestos, y tumbarse sobre la hierba para ver pasar las nubes. Y montar a caballo, y dormir en una tumbona... Arreglar una vieja moto se convierte en un desafío... y en un regalo para la madre.

Al final, Pepe ha cambiado. Y nosotros con él. Hemos vuelto a descubrir esas cosas de siempre que nunca debimos perder. El amor a la naturaleza, la conversación en la familia... En este spot, el diálogo entre abuelos y nietos se palpa en cada plano, aunque no podamos oírlo. Por eso es tan conmovedora la frase final de la madre dirigida a la abuela: "Mamá, no sé cómo lo haces con los niños...".

El arte de las abuelas para encandilar a los nietos es uno de esos saberes que debemos aprender a valorar. En esta sociedad nuestra, que cada día arrincona más a los mayores, es de vital importancia que descubramos estas dos grandes verdades: que la vida natural no debe ser suplantada por la tecnología; y que el lugar de los abuelos es insustituible en la familia. Ellos tienen esa sabiduría amable que nos hace ver lo más valioso de la vida; y guardan un tesoro oculto, que sólo pueden ofrecer a quien se decide a compartir con ellos su existencia.

domingo, 7 de octubre de 2012

Spot de la semana: "Para mí, ganaste"

Hoy quiero sugeriros este anuncio. Es sencillo y, a la vez, muy valioso. Es una historia de amor y de lucha, de superación y de esfuerzo. Es hermosa. Y, lo más importante, es real.



Esta historia nos habla de amor, de cariño, de un afecto que supera las barreras del tiempo… y que permanece inalterable en la madurez y en la vejez. “Para mí, ganaste”: Para mí, tú has sido siempre el mejor de los hombres, el mejor de los maridos, el amor de mi vida, lo que siempre he deseado.

Tal como está narrada, la historia emociona y sobrecoge. Porque es hermosa. Pero, además, está basada en un caso real.

Sucedió el 20 de Octubre de 1968, en el estadio Olímpico de Ciudad de México. Tras la entrega de medallas de la maratón –tradicionalmente, la última prueba de los Juegos Olímpicos- se ha celebrado la ceremonia de clausura y los espectadores abandonan el estadio. Es ya noche cerrada. De repente, los altavoces se ponen de nuevo en funcionamiento y piden a los asistentes que se queden en el interior del recinto. En el exterior, se escuchan unas sirenas de la policía y se percibe el reflejo de numerosas motocicletas, con los faros encendidos, que alumbran el camino hasta el estadio olímpico. Todo avanza con lentitud.

Se oyen gritos de entusiasmo. Un grupo de personas que está en el túnel de entrada empieza a aplaudir y, en pocos segundos, el estadio entero ovaciona, como pocas veces se ha visto, a un atleta que está entrando en ese momento.

John Stephen Akhwari, nacido en 1942 en Manyara, Tanzania, surge del fondo de la oscuridad. Entra dando tumbos, con una pierna mal vendada que supura sangre y pus. Le quedan sólo 400 metros para llegar, y sigue corriendo, torpemente, tropezando a cada paso. El público entiende al fin y, puesto en pie, rompe en uno de los mayores aplausos que se han escuchado nunca en un estadio. Están presenciando un ejemplo histórico de valor y superación.

En cuanto Akhwari culmina los 42'195 Km., cae exhausto y es recogido por el personal médico, que lo traslada de inmediato a un hospital. Al día siguiente, en una rueda de prensa, Akhwari explica que había tropezado en el kilómetro 19, y en la caída se había destrozado la rodilla y dislocado un hombro. Cuando le preguntan:“¿y por qué siguió corriendo, si ya no podía ganar?”, Akhwari contesta: “Mi país no me envió a 5.000 millas para que empezase la carrera, me envío a 5.000 millas para que la acabase.”

Dos años después, Akhwari terminó quinto en la maratón de los Juegos de la Commonwealth, disputados en Edimburgo. Y en 1983, tres años después de su retirada, recibió la medalla de honor al héroe nacional de su país.

domingo, 30 de septiembre de 2012

Spot de la semana: "Las cosas buenas no cambian"

José Luis Esteve Krauel, Presidente de la Asociación de Telespectadores de Málaga y seguidor de este blog, me sugiere publicar este anuncio. Y lo hago encantado, porque en él se nos habla de esas cosas buenas que no cambian nunca -que no deberían cambiar- por muchos años que pasen. Como el amor en el matrimonio.

En esta campaña del BMW Serie 3 el concepto clave es "la esencia no cambia". Corren nuevos tiempos, y muchas cosas están revueltas. Con todo, en este mundo tan cambiante, las cosas importantes van a seguir como siempre, no cambiarán en absoluto a pesar de los torbellinos del entorno, porque mantienen intacta su esencia.

Esto nos lo dice la marca a través de 4 spots: uno genérico y 3 temáticos. Estos últimos reflexionan sobre lo que de verdad importa en distintas facetas de la vida: el deporte (“para mí, su esencia es que me hace sentir vivo”), la música (“te llega y te toca, sin que sepas por qué”) y el matrimonio... Este tercer spot es el que he seleccionado para hoy, pues cuenta una historia sencilla y maravillosa.

Sobre imágenes de los años 70 u 80, tomadas en película familiar, aparece una madre joven, alegre, hermosa. Y una voz varonil, anciana pero dulce y aún enamorada, pronuncia la siguiente confidencia: “Van pasando los años y las cosas cambian. Pero cada vez que la miro la veo igual de guapa. ¿Qué te voy a contar de ella?... Pues que es mi mujer, ¡la mejor del mundo!… Y es que, por mucho que las cosas cambien, sigue haciéndome sentir exactamente lo mismo”. Y añade, como valorando el único tesoro que en esta vida turbulenta ha permanecido firme e inalterable: “Eso… no cambia. La esencia no cambia”.

No, no cambia. Yo lo veo en mis padres, en mi vida, en la vida de mis mejores amigos. Cuando nos reunimos todos los hermanos junto a mis padres, seguimos viendo en DVD las películas familiares de hace 20 ó 30 años, cuando teníamos 5, 7 ó 10 años... con las rayas, los borrones y los desenfoques de las viejas películas de celuloide. Y las vemos como si fueran de otra galaxia, y de otra época...  Los coches son muy distintos, y las calles ya no tienen cabinas telefónicas. Pero nos vemos igual, nuestro afecto no ha cambiado, y nuestra familia tampoco.

"La esencia no cambia". Y el matrimonio tampoco. Porque las cosas buenas de verdad, son para siempre. Gracias a Dios.

lunes, 24 de septiembre de 2012

Spot de la semana: "¿No será que ves demasiado la televisión?"

Rafael Repiso, profesor de la Escuela de Comunicación de Granada y seguidor de este blog, me envía este anuncio “de cuando la televisión era diferente” (así lo comenta Rafael). Es un spot institucional de TVE, producidoContrapunto en 1988. Su objetivo era convencer a los niños de que no estuvieran tanto tiempo pegados a la televisión.

La campaña, titulada “Aprende a usar la televisión”, fue muy comentada en los medios y ganó numerosos galardones. Entre otros, el Gran Premio del Festival de Cine Publicitario de Cannes: fue escogido como el mejor, entre 5.000 anuncios de todo el mundo. Era la primera vez que una campaña española el Gran Premio.

En la primera parte de la campaña, una divertida perrita –después supimos que era inglesa y que se llamaba “Pippin”- intentaba por todos los medios llamar la atención de su embobado amo, absolutamente hipnotizado por la “caja tonta”. En la segunda parte, que es la que ahora os ofrezco, la perrita se da definitivamente por vencida. Con toda la pena del mundo, decide hacer la maleta y se va...

Me gusta especialmente el clima que generan la imagen y la música. Hay una mezcla extraña, de humor y de ternura, de comicidad y de nostalgia. Porque ¿hay algo más gracioso que un perro que  se siente olvidado y se pone a hacer la maleta? Y a la vez, ¿hay algo más triste que esa absurda ruptura? Como en los filmes de Charles Chaplin, humor y ternura se funden en esta historia que nos conmueve por su humanidad.

Hay dos planos que contienen de forma sintética toda la emoción de la escena: cuando el perro mira el portafotos sobre la mesilla, y el contraplano siguiente: cuando vemos la fotografía de su antiguo amo.

Espero que os guste: que os haga reír y llorar. Que, si tenéis hijos pequeños, les mostréis este anuncio. Porque, en más de una ocasión, deberíamos hacerles -y hacernos- esa pregunta: "¿No será que ves demasiado la televisión?".

domingo, 16 de septiembre de 2012

Spot de la semana: "El arte de festejar un aniversario"

Festejar un aniversario es un arte difícil. Requiere esmero y delicadeza. Supone afirmar el valor del tiempo vivido: recordar los momentos compartidos, tal vez menudos y cotidianos, pero que han dado sentido a nuestra vida. Por eso el aniversario se celebra allí donde hay una relación profunda: en la familia, en el matrimonio, en el amor.

El aniversario se apoya en dos columnas maestras. Una de ellas es la nostalgia, ese sentimiento agridulce que nos lleva a revivir acontecimientos pasados: aquel viaje, aquella charla… Aquel día en que te vi, o en que nos conocimos, o en que nos prometimos o compartimos algo…

La otra columna es la fidelidad. En cada nuevo aniversario, mi compromiso con aquel proyecto, con aquel trabajo, con aquella persona… se hace más firme y profundo, más vivo y alegre, más lleno de sentido.

Todo esto me venía a la cabeza al seleccionar esta semana el anuncio con el que una marca festejó en 2011 su 30 aniversario en España. En marzo de 1981, McDolnald’s abrió su primer restaurante en nuestro país. Muchos de sus clientes habituales no habían nacido en esa fecha, pero todos se han sentido interpelados por este breve relato, que hace un simpático guiño a “Regreso al futuro”.

Un joven con ropa de los 80 pasa junto a una cabina y oye sonar el teléfono. Descuelga el auricular y recibe una llamada de sí mismo… ¡treinta años después! Es una voz que le tranquiliza: “Hola, Carlos. No te agobies por los exámenes, te va a ir bien; y trabajarás en lo que te gusta”. “¿Abogado?”, pregunta con desgana (se ve que la decisión no es suya). “No, no hagas caso a papá. Tendrás tu propia empresa en Internet” “¿¿En qué??”…

La nostalgia ha invadido ya el anuncio, y  el paso del tiempo se hace evidente: las cabinas han caído en desuso por los móviles, Internet ni siquiera existía hace 30 años. Ahora, el salto temporal crea un momento divertido: “¡Ah! Y España va a ganar el Mundial”. “¿El del 82?”, pregunta ilusionado el chico.

En la última parte del spot, Mcdonald’s nos recuerda que su marca está implicada con el valor de la familia. El adulto de 2011 le dice al chico que entre en ese nuevo restaurante que se acaba de abrir. Allí le espera Julia: “Cuídamela”.

Este anuncio nostálgico, lleno de sensibilidad, nos habla de la “permanencia” de la marca y de sus valores. Cuando pasen los años y la nostalgia se haya unido a la fidelidad, Carlos y Julia recordarán ese encuentro, que se habrá cargado de sentido. Y querrán festejar su aniversario...

lunes, 10 de septiembre de 2012

Spot de la semana: "Que la Fuerza te acompañe..."

Este spot fue elegido por la revista norteamericana Adweek como el mejor anuncio de 2011. Fue estrenado en febrero de ese año durante la final de la Super Bowl, una plataforma idónea para las nuevas campañas. Causó tanta sensación en la audiencia, que los comentaristas del evento deportivo hicieron numerosas alusiones a él cuando volvió la conexión al terreno de juego.

Es una pieza muy sencilla, pero lleno de emotividad y eficacia. No tiene efectos especiales, ni un ritmo frenético ni tampoco imágenes impactantes. Sólo nos muestra a un niño jugando en los pasillos de su casa. Lleva el disfraz de Dark Vader, y sueña con poder ejercer "la fuerza", moviendo los objetos como el personaje en "La guerra de las Galaxias". Ningún aparato obedece a sus órdenes: ni la bicicleta estática, ni la lavadora; tampoco el perro o la muñeca de su hermana.

Entonces llega el padre, en su nuevo Passat. El niño se dirige hacia el coche, sin reparar en los brazos de su padre. Y entonces se opera el milagro... Porque el padre comprende la obsesión de su hijo y disculpa que no le haya dado ni los buenos días. Se opera el milagro porque hay amor, hay comprensión, hay ternura. También hay buena comunicación con la madre, que ha observado todo desde la cocina.

Esa es la clave: su sencillez, la simpatía de un niño al que nunca vemos su rostro. Un niño que expresa sus emociones tan solo con gestos: ilusionados al principio, abatidos después... Y esa es toda su magia.

Ha sido también uno de los spots más vistos en Internet. A las 24 horas de su presentación, había tenido casi 15 millones de visitas, 71.000 "Me gusta" y 13.000 comentarios. Ahora lleva 55 millones de visitas en uno solo de los sites en los que se ha publicado. Ciertamente, es una buena noticia para los que pensamos que la familia es un valor en alza... también en la publicidad.

domingo, 9 de septiembre de 2012

"Las aventuras de Tadeo Jones": cine familiar que arrasa en España y en el mercado internacional

Pocos pronosticaron su éxito. La crítica pensaba que sería otro fracaso más del cine de animación hecho en nuestro país. Pero se equivocaron. Y mucho. Las aventuras de Tadeo Jones arrasó en su primer fin de semana en cartelera: acumuló 2.87 millones de euros, superando así los arranques en España de Brave o Madagastar 3 y rozando la cifra inicial de Ice age 4 (2,91 millones).

Ni la desorbitada subida del IVA, el pasado sábado día 1, ha podido con el abrumador boca a boca que parece haber despertado Tadeo Jones entre los más pequeños y desde sus primeras sesiones. Porque este Indiana Jones patrio ha logrado divertir a un público con ganas de evasión, que sale de la sala recomendando ferozmente el filme. El pasado miércoles, día del espectador en muchos cines, también se vieron colas de familias aguardando para comprar sus entradas, así que todo indica que la película seguirá viento en popa rumbo a los diez millones de euros de recaudación. De momento la han visto más de 500.000 españoles.

Y no sólo triunfa en España. Como señala su director, Enrique Gato: «Vamos a China, con 2.500 copias, el triple que en España, y estamos muy contentos y un poco asustados, porque allí estrenan así películas de las grandes, como 'El caballero Oscuro' o 'Spiderman'. Ha sido un hito, desde luego, no existen precedentes».

Antes que ésta se habían vendido otras producciones al mercado chino, pero nunca con una venta tan masiva. «No sabemos muy bien qué se puede esperar de ello. Y después de China vienen 30 países, donde ya la hemos vendido, y el resto del mundo. Falta mucho. Aún no hemos cerrado el acuerdo con Sudamérica, pero estamos en ello».

Impulsada por los productores Jordi Gasull, Nicolas Matji y Edmon Roch, Las aventuras de Tadeo Jones está financiada por Telecinco Cinema y participada por Intereconomía. Ambas cadenas televisivas han dado en la diana con esta ficción que, tras este éxito, lo más probable es que se convierta en una larga saga, quizás la primera franquicia animada en el cine español.

Lo que muchos no saben es que la historia de Tadeo Jones nació hace casi una década. Primero fue un corto, estrenado hace 8 años, titulado simplemente Tadeo Jones, que triunfó en más de 60 festivales y hasta ganó el Goya al mejor cortometraje animado. Este éxito provocó una secuela, Tadeo Jones y el sótano maldito, que volvió a llevarse el Goya en 2008. ¿Habrá un tercer Goya el año que viene como mejor largometraje animado? En unos meses lo sabremos. De momento, os dejo con el jugoso trailer del filme

(Fuente: lainformación.com).

martes, 4 de septiembre de 2012

Spot de la semana: "Mamá, me voy de casa"

Volvemos a retomar nuestro tema preferido: la publicidad con valores. Y me ha parecido que una buena forma de hacerlo era con este anuncio en que un niño decide irse de casa.

La historia del spot se cuenta sin palabras, con una música de fondo que va describiendo ese cautivador y extraño sentimiento que es el amor entre dos personas que se quieren. Una mañana, el hijo único de una familia despierta con voces de fondo. Es su madre que está hablando con alguien. Baja las escaleras, aún con el pijama puesto, justo para ver con qué afecto ella está hablando... a una planta.

Los celos inundan el corazón del niño. Piensa que esa planta le ha robado el afecto de su madre, que su mamá le ha traicionado poniendo el cariño en otra cosa. Y llora, y sueña amargamente. Cree que ya nunca tendrá el amor de ella, que ya nunca podrá ser feliz...

Entre bromas y veras, la historia avanza. El chico tira las piezas de un puzle que unía dos nombres queridos: "Mamá - Juan". Y al mirar por la ventana, ve cómo las demás madres del parque cuidan de sus hijos y les acarician. Y él se siente sin afecto. Esa es la clave. Porque ese extraño juego de humor y ternura, de comedia y sentimiento, es lo que hace maravilloso este spot argentino.

El chico comprende que no hay otra solución: debe irse de casa. Esa es la decisión que toma, tras preparar su diminuta mochila donde están todos sus enseres. Baja de nuevo las escaleras, esta vez para decir adiós. Pero... algo le detiene. Mira la calle y mira después su casa, su hogar. Y dice tan sólo esas dos palabras. Porque, al final, el amor hacia la madre es lo que queda.

miércoles, 1 de agosto de 2012

Continuamos en septiembre...

Hoy comienza el mes de agosto: un mes para salir un poco de la rutina diaria y descansar un poco. Eso es lo que yo voy a hacer en este mes de vacaciones: descansar. Pero descansar no quiere decir tumbarse a la bartola, ver pasar los días sin hacer nada. Ese es el camino más fácil para llegar al aburrimiento máximo. Descansar es hacer algo diferente, a la vez que se reponen las fuerzas.

Yo procuro hacer como mis mejores alumnos. Ellos hacen prácticas –trabajan en periódicos o emisoras de radio, en agencias de publicidad o productoras audiovisuales- para completar lo aprendido durante el curso: para practicar lo que, de modo teórico, han aprendido en todo el año. Es una idea estupenda.  Yo voy a aprovechar las vacaciones para seguir un curso intensivo durante tres semanas: para ponerme al día en los temas profesionales y en otros que me interesan.  Os deseo lo mismo: un verano enriquecedor, relajante y fructífero.

El blog seguirá abierto, pero no habrá nuevas entradas hasta el 1 de septiembre. En este tiempo podéis hacer búsquedas, a través de las etiquetas laterales o del buscador de arriba, para releer algunas de las entradas más interesantes. También os dejo un libro interesante sobre la temática de la que hablo en este blog: Adolescentes con personalidad, dirigido a padres y educadores. Muy didáctico e ilustrativo, aunque sólo puede comprarse por Internet. Podéis encontrar más información sobre el libro y su proyecto educativo en este enlace.

¡Nos vemos en septiembre!

sábado, 28 de julio de 2012

Spot Juegos Olímpicos 2012 (2): "Para sus madres, siempre serán niños"

P & G ha vuelto a emocionarnos. La semana pasada os puse el anuncio que esta gran marca había lanzado en el mes de abril con motivo de la cita olímpica: "El mejor trabajo del mundo", un sentido homenaje a las madres de los atletas. Ellas han trabajado en silencio durante años -cuidando, animando, sosteniendo la ilusión de sus hijos- para que en estos días ellos puedan brillar delante de las cámaras y de todo el mundo. Sin embargo, ellas quedan en silencio, en segundo plano... plenamente felices, porque han podido ver el triunfo de sus hijos y la alegría de sus rostros. Sí, ellas deberían ser las grandes protagonistas de estos Juegos.

Hoy, que ya ha comenzado la efervescencia olímpica, quiero ofreceros la segunda parte del spot, "Kids", que pudimos ver por primera vez en televisión ayer por la noche, en los instantes previos al Acto de Inauguración. Fue lanzado en Internet el 10 de julio, para que pudiera ser visto por los deportistas antes de despedirse de sus madres. Y ayer lo vio todo el mundo, como un segundo y universal homenaje a las madres de todos los atletas.

Primero vemos la llegada de varios autobues, escoltados por la policía. En esos autobuses van los atletas que, para nuestra sorpresa, resultan ser unos niños. A continuación vemos a esos niños en una multitudinaria rueda de prensa, con la soltura de unos adultos. Después asistimos al desfile inagural, con los niños saludando al público. Después observamos sus caras indecisas, mientras se cambian en los vestuarios, y sus intentos en la cancha, en la tabla de gimnasia, con las pesas de halterofilia. Pero el momento más sublime es el salto de trampolín que un niño se dispone a hacer vuelto de espaldas, en un triple mortal de incierto desenlace. De repente, una madre se encoge en su butaca y sufre durante unos instantes por lo que pueda pasar a ese chico... Son así. Maravillosas, entregadas, siempre generosas.

Sí, para nosotros esos muchachos musculosos son atletas, pero para sus madres siempre serán niños, necesitados de afecto y de atención. Un bonito mensaje para recordar ahora, en los Juegos Olímpicos, y para vivir siempre, cuando cada uno conseguimos nuestras ilusiones y nuestras pequeñas metas. Porque siempre estarán a nuestro lado, pase lo que pase, como cuando éramos niños.

domingo, 22 de julio de 2012

Spot Juegos Olímpicos 2012: "Homenaje a las madres de los atletas"

Este viernes 27 de julio comienzan los Juegos Olímpicos. En los próximos días las cámaras de todo el mundo enfocarán a los atletas en su lucha por conseguir la victoria. Y muchos de ellos se convertirán en ídolos para siempre.

El interés informativo estará centrado en sus vidas: dónde nacieron, quién fue su entrenador, cómo lograron gestas increíbles. Hoy quiero recordar que esas gestas serán posibles porque detrás de cada atleta estaba su madre. Una madre que lo ha dado todo, sin regateos, por su hijo; que ha entregado su vida, durante años, para ayudarle a conseguir esa meta. Y ellas, todas las madres, probablemente quedarán en el olvido, tras el brillo de las cámaras y el fulgor de los grandes focos.

Por eso me gusta, y me emociona, y me parece tan conseguido este anuncio de Procter & Gamble, que ya publiqué en otra ocasión. El título es muy significativo: "El mejor trabajo del mundo".

En los suburbios de Pekín, una madre cansada descorre la cortina de una habitación: "Hola, mi vida. Es hora de despertar". En un pueblo perdido del Mid West, una joven madre toca el hombro de su hija : "Hora de levantarse, mi amor". Y lo mismo en Londres, en Kinshasa, en Sao Paolo. Las mismas acciones, con aparente monotonía, pero llenas de afecto. Luego presenciamos una cascada de tareas domésticas: preparar la comida, lavar la ropa, cuidar a los niños... Sobre todo eso, cuidar a los niños.

De repente, con cinco o seis años, el hijo o la hija despunta en el deporte. Parece que tiene un don. Y eso exige una dedicación extra para la madre. Ahora hay que llevar al hijo al estadio, o a la hija a la tabla de gimnasia. Y acompañarles en el esfuerzo, y sonreír cuando fracasan, y curar su esguince, y besarles con ternuraY así un día y otro, sin caer en la rutina. Hasta lograr la meta, hasta el último aliento, hasta el amor sin límites...

Acaba de suceder. Ella no puede creerlo. ¡Su hijo ha ganado en la Olimpiada y el estadio entero le aplaude puesto en pie! ¡¡Ha alcanzado su sueño...!! Por eso se emociona cuando él le sonríe, y le dedica el triunfo. Porque a ella se lo debe todo...

Como reza el eslogan final, la profesión más difícil del mundo es también la más hermosa. La más valiosa para la sociedad y la más necesaria para cada uno. Es, sin duda, la mejor profesión del mundo. Ojalá que nunca lo olvidemos...

lunes, 16 de julio de 2012

Spot de la Semana: "Decir 'Te quiero' antes de que sea tarde"

A veces nos cuesta decir a nuestros hijos que les queremos. Tenemos miedo a mostrarnos frágiles, quizás demasiado emotivos, y en deuda con lo que nos han aportado. Nos cuesta reconocer que les apreciamos, que nos han ayudado, que les echamos de menos...

Sobre todo: que les queremos. Cuesta decirlo a los propios padres, a la mujer o al marido... pero sobre todo a los hijos. Hace falta un poco de humildad para reconocer que nuestra mirada agria, esa que adoptamos para hacer valer nuestra autoridad, es sólo una careta: no es lo que verdaderamente sentimos, es sólo fruto de un orgullo que no siempre somos capaces de rectificar.

Es importante comprender esto. Que no les comprendamos no quiere decir que no les queramos. Quiere decir que son diferentes, quizás de otra generación... pero siguen siendo de nuestra familia, de nosotros, de nuestra vida. Siguen siendo nuestros hijos. Afortunadamente, historias como éstas no son muy frecuentes, pero nos hacen pensar.

Ojalá que nunca lleguemos tarde para decírselo... Ellos lo están esperando.

lunes, 9 de julio de 2012

"Si pudiera elegir, elegiría tenerte..."

Todos hemos conocido a alguien que ha sido padre con más de 50 años. Por eso nos parece tan humana la reacción del protagonista de este anuncio: “No me lo esperaba. No me veo preparado… ¡Yo ya no estoy para cambiar pañales!”.

A la vez, todos hemos visto como la paternidad nos cambia el corazón, nos rejuvenece y hace surgir en nosotros una ternura infinita. Yo lo vi en mis padres: ellos rejuvenecieron cuando fueron abuelos por primera vez… Vi el despertar de una nueva ternura que nos emocionó a todos sus hijos. La madurez es también una época para amar, para dar lo mejor de uno mismo.

El spot es la narración nostálgica de un hombre ya maduro que un buen día sabe que va a ser padre. Primero sobre viene el desconcierto, la angustia, el miedo a verse superado… Pero luego, cuando ve la carita del bebé recién nacido, todo cambia. Es preciosa la frase que pronuncia cuando coge al niño en sus brazos y lo recuesta sobre su hombro: “Entonces agarré el teléfono y llamé a todos mis amigos para decirles que la Beba y yo habíamos llegado a un acuerdo: Yo le cambio los pañales y ella me cambia la vida…”.

Esta publicidad llega en directo al corazón de la audiencia, y muy especialmente a quienes conocemos a padres que superaron los cincuenta. Creo que a todos nos ayuda a ver el mundo de otra forma. “Si pudiera elegir, elegiría tenerte…”.

lunes, 2 de julio de 2012

Spot de la semana: "¡Perdón, mamá!"

Los niños son un encanto. Siempre. Porque dicen lo que piensan, y porque sienten lo que dicen. Son sinceros, afectuosos, nobles. No hay simulación en ellos... (¿Oh tal vez sí?)

Este anuncio es un pequeño homenaje a su sinceridad, a los buenos deseos que guardan en sus corazones, y al afecto que sienten hacia sus madres. Quieren jugar, aprender, experimentar el mundo. Y eso puede exigir esfuerzo, constancia... incluso rebajarse hasta el barro. Pero saben que el fruto llega, que serán mejores, que el trabajo ilusionado siempre merece la pena.

Hay un doble juego en este anuncio, como en el que os puse en otro spot semejante: "The Force", la propuesta del Volkswagen Passat en 2011. En aquel se mezclaba el humor y el sentido de familia, la sencillez del niño y la comprensión del padre. También aquí se aprecia esa doble cara: la historia bascula de la sinceridad al engaño, de la ternura al humor. Pero no olvida la genuina rectitud que anida en el alma del niño. Y esto, aunque sus trastadas alguna vez disgusten a las madres...

Bien mirado, la última exclamación de todos esos niños no es más que la más sincera manifestación de lo que piensan y de lo que sienten. Un aplauso para la publicidad argentina.

jueves, 28 de junio de 2012

Las 15 marcas "más felices", según los consumidores

Coca-Cola es para el 45,59% de los españoles un sinónimo de felicidad. El popular refresco de cola, empeñado desde hace tiempo en una cruzada particular por vernos más contentos, comienza a recibir los frutos de su esfuerzo. Entre las marcas que los consumidores asocian de forma espontánea con la felicidad se encuentran también, pero a gran distancia, Nestlé (5,64%), El Corte Inglés (2,23%), Sony (1,58%), McDonalds (1,29%) y Danone (1,14%), entre otras.

Los datos proceden de un estudio realizado por la empresa Sondea entre más de 2.000 personas de toda España. En la lista también aparecen Apple (1,14%), Disney (0,79%), Kinder (0,74%), Flex (0,74%), Cola-Cao (0,74%), BMW (0,74%), Mercedes Benz (0,69%) y Adidas (0,69%).

Además, cuando se preguntó a los consumidores por las cinco marcas que más relacionan con la felicidad de un listado de 20 (test de respuesta sugerida), Coca-Cola continúa ocupando el primer lugar con un 77,4% de las menciones, seguida de Nestlé, con un 49,4% y de Kinder, con un 40%.

El estudio también mide otras variables y arroja resultados tan sorprendentes como que el 87% de los españoles afirma ser feliz disfrutando de las pequeñas cosas del día a día a pesar de la crisis.

En cuanto a los personajes más asociados al estado de la felicidad, la encuesta coloca en posiciones estelares a personajes como Antonio Banderas, David Bisbal, Paulo Coelho, Rafa Nadal, Leo Messi e Iker Casillas.

lunes, 25 de junio de 2012

"Los niños, maestros en el amor y en la solidaridad"

Los niños han sido siempre el símbolo de la ternura, del afecto, de la fragilidad o de la inocencia. Y así aparecen también en los anuncios: cariñosos, tiernos, frágiles...

Pero hay una característica que -sobre todo en la publicidad- los hace especialmente atractivos para los adultos: los niños son el símbolo vivo de la sinceridad. Dicen lo que piensan, sin dobleces, sin hipocresía; y aman con sinceridad de corazón, con un alma pura y todavía inocente.

La escena de este anuncio transcurre en el salón de un hogar. Todo debería ser paz y tranquilidad, porque es un ambiente protegido y afectuoso. Pero el niño está viendo la televisión, y por ella entran -en ese espacio de inocencia- horrores sin cuento para los que el menor no está preparado: violencia, hambre, sufrimiento, lloros, pena, desamparo... Todo aquello que sus padres han tratado de dejar fuera de su casa irrumpe con fuerza, de repente, a través de la pantalla gris. Y todo eso golpea con dureza en el alma del chico.

El final de este anuncio sería desastroso si el niño -prácticamente un bebé- no actuara movido por su innata generosidad y su compasión sin límites. Es esa bondad natural, esa sinceridad de corazón que los adultos hemos olvidado en el camino... y que tenemos que recuperar, con ayuda de los pequeños. Porque siempre nos enseñan a saber vivir y a saber amar. Maesros del amor y de la solidaridad: las grandes lecciones de la vida.

sábado, 23 de junio de 2012

El 30 de junio en Barcelona: el Young Values Film Festival

El día 30 de junio tendrá lugar en CaixaForum de Barcelona el Young Values Film Festival, organizado por CinemaNet con la colaboración de SomJoves.

Se premian cortos y guiones cinematográficos realizados por jóvenes y las sesiones son abiertas y gratuitas. Se hará entrega de los premios Internacional de Valores Sociales, Miquel Porter Moix, Barcelona Valors y Documental. Asimismo, se entregará el Premio Rovira-Beleta de guiones.

A lo largo de todo el día, a partir de las 11 horas, se irán proyectando en un Aula de CaixaForum los cortos que hayan sido preseleccionados por los jurados. Los asistentes podrán votar, de forma que de tal votación saldrá el Premio del Público.

A las 19 horas se celebrará el acto central en el Auditorio de CaixaForum, con la entrega de premios y la actuación de un grupo de danza.

Descargate aquí la invitación al evento.

lunes, 18 de junio de 2012

Spot de la semana: "1440: Piensa bien qué vas a hacer con tu vida"

En Febrero de 2007 comenzó a emitirse “1440”, una campaña de Mercedes Benz para promocionar su modelo Clase C Sport Coupé. El anuncio fue desarrollado por la agencia española El Laboratorio Springer & Jacoby.

Aunque el look es muy internacional, el spot ha sido rodado en España. La casa está en Sabadell, los ambientes en Barcelona y los exteriores corresponden al Puerto de La Molina. Los actores son ingleses, la música es de José Battaglio y el locutor es el mítico Claudio Rodríguez. Como anécdota, cabe destacar que el realizador se empeñó en rodar los planos del coche con nieve real, si bien los planos de la casa se hicieron con los mismos efectos especiales que se utilizaron en Las Crónicas de Narnia.

El planteamiento es muy sugerente: “dinero gratis cada día”. ¿A quién no le gustaría disponer cada día de un montón de dinero para hacer con él lo que quiera? Lo puede gastar, regalar, disfrutar con él o... destruirlo. La única condición es que lo que no se use, cada noche desaparecerá... Antes de seguir adelante, prefiero que veas ahora el anuncio.



Sí, en efecto, la vida funciona del mismo modo que nuestros sueños. Cada mañana, todo lo que hemos soñado durante la noche, desaparece. Pero en esta historia se dan dos elementos diferentes: el primero es que lo que aquí se nos regala no es dinero, sino tiempo; y el segundo es que no desaparece cuando despertamos, porque el tiempo es real: un regalo diario que podemos malgastar, disfrutar o perder, pero también hacer rendir en favor de los demás. El regalo diario que cada mañana aparece en nuestra puerta son 1440 minutos: un tesoro que no siempre sabemos valorar.

"Así es como funciona la vida". Sí, los creativos han sabido expresar muy bien esa idea. Por eso, tras contemplar este spot surge en cada uno de nosotros el deseo de vivir con intensidad cada uno de los minutos del día, de exprimir cada instante de los muchos que recibimos cada jornada. Esa es la ecuación que nos hace ver el anuncio: tiempo = vida. Con el tiempo que se nos regala -con las decisiones que tomamos- construimos nuestra vida. Podemos malgastarla, disfrutarla o quemarla. Pero también podemos hacerla rendir en servicio a los demás.

Quizás un ejecutivo brille mucho, diseñe muchas cosas... pero todo eso ¿sirve a los demás, los hace mejores? Ésa es la pregunta, porque cuando se muera, no le acompañarán sus logros al Paraíso.

Quizás una madre brille poco, y gaste su vida entera cuidando a su familia... porque no tiene tiempo para más, o porque quiera, voluntariamente, dedicarse a sus hijos: quizás por la grave enfermedad de uno de ellos, quizás porque quiere entregarse por entero a ellos... Esa tarea, aparentemente escondida, ¿no será acaso mucho más importante, porque trabaja con almas que tienen un destino eterno, que la acompañarán después al Cielo?

Es sólo una comparación apresurada, de la que no deben extraerse conclusiones rápidas. Pero sirve para reflexionar... Cada mañana se nos regalan 1440 minutos. "Piensa bien que vas a hacer con ellos"

lunes, 11 de junio de 2012

Spot de la semana: "La niña que soñaba con tocar el violín"

Jaume Figa, un seguidor de este blog, me envía por mail este anuncio de Thailandia. Es una historia preciosa, de amistad (entre un viejo y una muchacha), de amor a la música, de superación personal.

Al principio, vemos a una niña que contempla a un violinista vagabundo. El relato se centra en el sonido: los primeros acordes del Canon de Pachelbel, en tono bajo y apagado; los ruidos y bocinazos de la calle... Lo siguente es la voz gritona de su hermana: “¿Un pato que puede volar? ¿Y un muerto que toca el violín?”. Es lo que había escrito en una redacción: eran sus sueños, pero su hermana se los ha echado literalmente por tierra... Entonces descubrimos que la chica es sordomuda, y que –abatida por la crudeza del entorno– ha dejado el más hermoso de todos esos sueños: aprender a tocar el violín.

El viejo vagabundo, que debería estar de vuelta de todo, es quien enciende en ella la mecha de la ilusión. “¿Ya no tocas el violín?”, le pregunta por gestos; y ella baja la cabeza avergonzada. Más tarde, desahoga su pena con él: “¿¡Por qué soy diferente a los demás!?”. Y él responde, también con gestos: ¿Y por qué tienes que ser tú como los demás?. En el silencio de la conversación sin palabras, el viejo le confía su paradójico secreto: “La música… es algo visible. Cierra tus ojos, y lo verás”.

Empieza entonces el Canon de Pachelbel, ahora con más alegría y vitalidad. Es lo que él tocaba, lo que ella –intuimos- aprendió antaño del vagabundo. Y vemos cómo crece su espíritu, y la música, y el afán de aprender. “Oímos” su mejora, su crecimiento, su lucha.

Esta historia de una sordomuda que aprende a tocar el violín -contra todo pronóstico, contra la lógica de los sentidos- es una enseñanza vital. Nos habla de abrir nuestro corazón a la esperanza, de creer que los sueños son posibles, y de luchar por conseguirlos con todas nuestras fuerzas. El amor mueve montañas. Y la fe también. Por eso, esa hermosa solidaridad entre los desvalidos –una sordomuda y un viejo de la calle– es el mejor espejo donde podemos mirarnos para aprender a vivir.

Por favor: enviadme más historias como ésta, y difundid este anuncio entre aquellos que puedan necesitar hoy un mensaje de esperanza.

lunes, 4 de junio de 2012

Spot de la semana: "Celebra lo que tienes, aprende a ser feliz"

Mahou ha vuelto a dar en el clavo. Su reciente campaña, "Celebra lo que tienes", es un mensaje optimista y desenfadado: justo lo que necesitamos en estos momentos de abatimiento. Siempre, incluso en las situaciones más difíciles, hay motivos para la esperanza.

El spot arranca con una inmensa sombra que oscurece la faz de la tierra. Un hombre sale a mirar a la entrada de la cafetería mientras otros atisban asustados en el interior, tras una persiana desvencijada. La mancha oscura se transforma en una gigantesca nave espacial, primicia de una invasión extraterrestre –metáfora del momento que estamos atravesando–  y todo parece presagiar una hecatombe.

Justo entonces oímos la voz desenfadada e irónica del hombre que ha salido del bar: "Ahora, ¿no? Ahora que estamos de bajón vienes a conquistarnos. Pues deja que te diga una cosa: no nos conoces... Nosotros, con muy poco, nos venimos arriba. Porque aquí todos, absolutamente todos, tenemos una canción; y cada vez que suena, no sé cómo, pero los problemas desaparecen".

Suena entonces una de las canciones más emblemáticas y reconocibles de Dire Straits, y la hecatombe se transforma en entusiasmo. El spot se convierte literalmente en un canto a la visión positiva, con un mensaje reconfortante y claro: no hay nada lo suficientemente malo que pueda nublar nuestro futuro.

Porque la felicidad está en los detalles, esas cosas pequeñas que vivimos cada día, y que dan sentido a nuestra existencia; esas que pueden convertir un día normal en un día festivo y alegre: tu canción favorita sonando en la radio, un golazo que ha metido tu equipo, el primer día de verano, unas cañas con los amigos…

Mahou Cinco Estrellas vuelve a hacer hincapié en el valor de la amistad y de la familia para afrontar las situaciones difíciles. Por eso escuchamos la declaración de nuestro gran secreto: "Y tenemos amigos que no son amigos, ¡son hermanos!". Y unos abuelos que son todo dulzura, con los que siempre agrada conversar...

Ante este discruso, el OVNI da media vuelta y se va, dejando un día soleado y espléndido. No hay extraterrestre que pueda vencernos si estamos unidos... Un mensaje muy positivo que anima a no rendirse nunca. ¡Bravo por Mahou!

lunes, 28 de mayo de 2012

La fuerza de un niño...

Una música extraña irrumpe sobre un primer plano de flores vistosas. Esa música, poderosa e inquietante, anticipa una tragedia que en seguida vamos a ver: un árbol gigantesco ha caído sobre la calzada e interrumpe el tráfico de una populosa ciudad de la India. Se amontonan coches y carros, sin poder pasar. Muy pronto se desatan los nervios y surgen las primeras disputas. Los más pacíficos se limitan a dormir o a esperar, resignados a malgastar allí el día entero. Nadie puede hacer nada.

De repente, un niño baja del autobús escolar con su cartera a la espalda. Está diluviando a mares y el suelo está completamente embarrado, pero él no ve la lluvia, ni el barro, ni el inmenso tamaño del árbol. Sólo ve que interrumpe el paso del autobús en que viajan los niños, y que si no lo aparta, no podrán recibir sus clases. Así que deja su mochila en el suelo, y empapado como está, empuja con sus manitas sobre la corteza del árbol.

Todos los adultos observan asombrados, resguardados en sus casas o en sus coches. Son gentes de muy diversas culturas, razas y edades, pero todos coinciden en una cosa: no van a mover un músculo por una tarea que no les incumbe y que, además, es imposible. Algunos miran con curiosidad, otros con ironía o desdén, pero nadie le dice siquiera que lo deje. Y siguen mirando.

Sin palabras, el niño les está dando una gran lección. Les está diciendo: "Nunca quitéis el hombro en lo que afecta a todos, nunca os deis por vencidos, nunca permanezcáis pasivos, porque entre todo podremos".

El niño persiste en su empeño, aparentemente inútil. Pero entonces se opera el milagro. Porque el ejemplo es muy poderoso, y puede mover montañas. Otro joven, que está a su lado, tira el casco de la moto sobre el barro y se pone a empujar. Después viene otro, y otro, y otro. Ya son más de diez los niños que empujan. Y todos están inmensamente felices, unidos en el empeño, en la solidaridad.

Enctonces podemos apreciar hasta dónde alcanza la fuerza de un niño: que arrastra a los mayores, que hace pensar a los endurecidos por el egoísmo, que es capaz de cambiar los corazones... aunque sea sólo por un segundo.

La música crece, y ahora son todos los mayores los que se suman a esa iniciativa de unos niños. Y el árbol se mueve, el obstáculo es superado por la fuerza de todos.

Hoy, que tenemos de todo y aún deseamos más. Hoy, que no conocemos a los que viven encima de nuestra casa... y que casi no conocemos a nuestros propios hijos... Hoy... brindo por esa solidaridad que sólo puede aflorar en el corazón de un niño; por una solidaridad que es -en primer lugar- cariño, generosidad y entrega, y que debe empezar en la propia familia. Sí, entre todos, haciéndonos niños, podremos remover todas las crisis y todos los obstáculos que se interpongan en nuestras vidas.



lunes, 21 de mayo de 2012

Spot de la semana: "Desconectar para conectar"

Juan Adárvez, profesor de Secundaria y seguidor del blog, me envía este anuncio para la sección “Spot de la semana”. Es un anuncio para pensar: no hay efectos especiales ni grandes alardes de producción, pero el argumento nos engancha. En breves e intensas escenas, nos sentimos interpelados: vemos situaciones muy cotidianas -en las que a veces no reparamos- y el conjunto apela a nuestra conciencia.

Unos novios pasean a la orilla del mar; él, absorto en el móvil, acaba perdiendo a su novia, aunque las huellas en la arena nos dicen que sigue junto a él. Un amante de la música, pegado a su smartphone, se olvida de su grupo de amigos que está tocando junto a él. Y una secretaria, que se abstrae de la importante reunión a la que asiste. Y una hija que, en la parte de atrás del coche, se olvida de sus padres. Y un padre que, en la sobremesa de la comida, se olvida de la hija que está a su lado…

Situaciones cotidianas. Situaciones normales que no llaman nuestra atención, pero que pueden llegar a ser dramáticas. Afortunadamente, todos esos desajustes se solventan cuando el interesado desconecta el móvil para escuchar a los que tiene alrededor. De ahí el lema de la campaña: “Desconectar para conectar”.

Quizás el tema tenga especial eco entre los jóvenes. De hecho, me dice Juan Adárvez que este anuncio ha suscitado intensos debates en su colegio, donde ha sido proyectado y comentado, porque muchos chicos se sentían retratados en esas escenas.

Pero no es sólo un anuncio para jovenes. La dependencia del móvil está ya tipificada en las manuales de Psiquiatría, y los síntomas son muy claros: no poder vivir sin él, no poder atender a un cliente si llaman por teléfono, estar más pendiente del móvil que del entorno, sentir una grave contrariedad –incluso angustia- si el móvil se estropea o se ha quedado olvidado en casa... Por lo que dicen los expertos, afecta ya a un 2 por mil de la población: o sea, 1.200 en Málaga (que no son pocos), 14.000 en Madrid, 22.000 en Buenos Aires o más de 35.000 en México D.F., Sao Paulo o Nueva York.

Pensemos por un instante: ¿no hay alguien en nuestro entorno que padezca alguno de esos síntomas? ¿No vemos en nosotros alguno de esos indicios? Aún estamos a tiempo de cambiar: de desconectar el móvil cuando haga falta, y escuchar así a quienes nos rodean.

sábado, 19 de mayo de 2012

13 Películas para educar en valores (con Guía para el profesor y Cuaderno para el alumno)

El Gobierno de Aragón, en el Departamento de Bienestar Social, Sanidad y Familia, publica una serie de guías didácticas sobre películas relacionadas con la Salud y la Educación. Dentro de cada tema ha editado: guías para el profesor, hojas de alumno (para el visionado en las aulas), documentación sobre el tema y enlaces a los cortometrajes.

No todas las cintas que allí se recogen me parecen igualmente apropiadas: algunas son excesivamente duras o explícitas, y otras sólo deberían proyectarse a los mayores. Pensando en un público más joven, he seleccionado estos 13 filmes:

ALIMENTACIÓN

Ratatouille (guía del profesor) 
Ratatouille (cuaderno del alumno) 
Supersize me (guía para el profesor) 
Supersize me (hoja para el alumno)

DESARROLLO SOSTENIBLE

Un lugar en el mundo (guía para el profesor) 
Un lugar en el mundo (hoja para el alumno) 

AUTOESTIMA

Charlie y la fábrica de chocolate (guía del profesor) 
Charlie y la fábrica de chocolate (hoja para el alumno)
Amelie (guía para el profesor) 
Amelie (hoja para el alumno) 

CONVIVENCIA

Próximo Oriente (guía para el profesor) 
Próximo Oriente (hoja para el alumno) 
Oriente es oriente (guía para el profesor) 
Oriente es oriente (hoja para el alumno) 

RESOLUCIÓN DE CONFLICTOS

Crash (guía para el profesor)
Crash (hoja para el alumno)
Un puente hacia Terabithia (guía para el profesor)
Un puente hacia Terabithia (hoja del alumno)

CREATIVIDAD

Billy Elliot (guía para el profesor) 
Billy Elliot (hoja para el alumno) 

RELACIONES Y EMOCIONES

Pequeña Miss Sunshine (guía para el profesor) 
Pequeña Miss Sunshine (hoja para el alumno) 
Planta 4ª (guía para el profesor) 
Planta 4ª (hoja para el alumno) 

GLOBALIZACIÓN

Slumdog Millonaire (guía del profesor) 
Slumdog Millonaire (cuaderno del alumno) 

Me encantará saber vuestra opinón: qué películas os parecen más educativas, y qué guías encontráis más apropiadas para un cine-fórum. Gracias anticipadas...